5 Formas En Que La Tasa De Inflación Afecta Tu Dinero

Cuando escuches sobre la inflación, tú puedes pensar en pagar precios más altos por los artículos en el supermercado. Ese es un buen lugar para comenzar, para entender cómo la inflación afecta tu poder adquisitivo, y otras decisiones financieras y partes de tu vida.

Tal vez sea la inflación una de las culpables que te impida ahorrar lo que quieres, aunque siempre hay una salida, así como lo indico en mi artículo: ¿Cuánto Dinero Deberías Ahorrar, Como Porcentaje De Los Ingresos?

La inflación, un término que todos temen

La tasa de inflación es una medida de cuánto están cambiando los precios aumentan.

Cuando los precios bajan lo suficiente como para que la tasa de inflación caiga por debajo del 0%, eso se llama deflación. Hay tres medidas principales de inflación:

  • El índice de precios al consumidor (IPC) y el índice de precios de gastos de consumo personal (PCE) rastrean una canasta de bienes y servicios, aunque difieren en formas que incluyen la ponderación de varios gastos, a quién se encuesta y el alcance de lo que cubre cada índice;
  • Luego está el índice de precios al productor (IPP), que mide el cambio promedio en los precios que las empresas establecen para los productos que venden.

El ritmo actual de inflación, basado en estas tres medidas, oscila entre el 1,3% y el 2,3%. Uno de los objetivos de la Reserva Federal es mantener la inflación bajo control, y el PCE es su medida preferida.

il ritmo actual de inflacion oscila entre 1,3% y el 2,3 %

Esta tasa de inflación, en 1,6%, se mantiene por debajo de la meta a largo plazo del banco central del 2%.

Si bien puedes notar que los precios suben o bajan por las cosas que compras con regularidad, la inflación tiene un impacto más amplio en tus resultados finales. Aquí hay cinco formas en que puede afectarte.

Afecta el precio de bienes y servicios

Comencemos con lo más obvio: la tasa de inflación afecta cuánto pagas por bienes y servicios. Pero solo porque notas que el precio de algo por lo que pagas ha subido, eso no significa que haya una inflación más amplia en la economía.

Esto se debe a que el gobierno tiene la tarea de medir una canasta de miles de bienes y servicios cada mes y luego calcular el cambio promedio general en los precios

Entonces, si bien el costo de la atención médica, por ejemplo, ha aumentado en los últimos años, los precios de la gasolina a menudo fluctúan de un mes a otro.

La tasa de inflación también varía en todo el país, y esas diferencias se ven más afectadas por el costo de la vivienda en diferentes áreas.

Puede afectar tu salario

Debido a que la tasa de inflación (el IPC) está destinada a medir el costo de vida de un consumidor típico, las empresas también la utilizan como punto de referencia para los aumentos de compensación.

Los empleadores pueden usar la tasa de inflación como punto de partida para determinar si aumentarán los salarios de los trabajadores cada año y en qué medida.  Esto es lo que se conoce como ajuste por costo de vida. 

Además, si te mudas a otra ciudad, debe asegurarte de tener en cuenta el costo de vida en esa región y utilizarlo al negociar tu salario.

Además, la Administración del Seguro Social utiliza el CPI para calcular si se justifican los aumentos anuales a los beneficios del Seguro Social. Para 2020, los jubilados obtendrán un aumento del 1,6% en sus cheques mensuales.

C:\Users\34661\AppData\Local\Microsoft\Windows\INetCache\Content.Word\2.jpg

Puede reducir el valor de tus ahorros

Lo más probable es que la inflación esté devorando parte del dinero que puedes guardar. Esto se debe a que la tasa de interés promedio en una cuenta de ahorro tradicional, actualmente del 0,27%, según las cuentas de depósito, es mucho más baja que la tasa de inflación, del 1,6%.

Incluso teniendo en cuenta el interés compuesto, en el que ganas dinero con el que has depositado y los intereses que ya se han acumulado, ahorrar dinero en una cuenta de ahorros tradicional garantiza que el dinero tenga menos poder adquisitivo en el futuro. 

¿Peor aún? Mantener ese dinero debajo de un colchón proverbial donde no ganas ningún interés en absoluto. Sin embargo, es posible mantener el ritmo, o incluso superar la tasa de inflación abriendo una cuenta de ahorro de alto rendimiento.

Si bien, algunos bancos exigen un saldo mínimo más alto con este tipo de cuentas, el promedio nacional es de 1,85%.

Es un incentivo para invertir

La forma más confiable de hacer crecer tu dinero a un ritmo más rápido que la tasa de inflación es invirtiendo en los mercados de acciones y bonos.

Puede ser difícil superar el miedo a perder dinero a corto plazo, pero la inversión sigue siendo la mejor manera de hacer crecer tu patrimonio, según los expertos. 

Lo que más lamentan los inversores es no empezar antes. Si bien existe incertidumbre asociada con la inversión de tu dinero en el mercado de valores, existen formas de administrar esos riesgos.

Darse décadas para beneficiarse del rendimiento probado a largo plazo del mercado es una de las mejores formas de hacerlo. Por ejemplo, el S&P 500 ha arrojado rendimientos anuales promedio de alrededor del 10%, superando con creces la tasa de inflación. 

Agrega que también aumentará tu dinero aún más rápido con la inversión gracias al interés compuesto, que Albert Einstein llamó “la octava maravilla del mundo”.

Es importante para la economía en general

La Reserva Federal tiene la tarea de ayudar a mantener una economía que funcione bien al vigilar tres objetivos clave: maximizar el empleo, mantener los precios estables y moderar las tasas de interés a largo plazo. 

Mantener los precios estables es solo otra forma de pensar sobre la inflación. Los banqueros centrales quieren lograr un equilibrio entre algo de inflación, pero no demasiada. 

Su objetivo a largo plazo para la tasa de inflación es del 2% y, para lograrlo, cuando sea necesario, la Fed ajustará las tasas de interés. Cuando el crecimiento económico es fuerte, la Fed eleva las tasas de interés para mantener la inflación bajo control. 

Los legisladores recortan las tasas de interés cuando el crecimiento económico se desacelera en un esfuerzo por estimular la actividad haciendo que sea más barato para los consumidores y las empresas pedir dinero prestado.

Conclusiones

Si bien la tasa de inflación no es uno de los indicadores principales que los economistas rastrean en busca de signos de una posible recesión, es útil para medir la salud de la economía. 

A su vez, lo que los banqueros centrales hagan con las tasas de interés para controlar la inflación, puede tener un gran impacto tanto en los mercados como en la tasa que pagarás para pedir prestado dinero o ganar o ahorrar.